Carpaccio de salmón ahumado

Normalmente, el Carpaccio está formado por láminas muy finas de carne, pescado o verdura que se sirven crudas o maceradas en vinagreta. Sin embargo, en la entrada de hoy os traemos una variante de la preparación tradicional que incluye salmón ahumado. No está cocinado, pero tampoco crudo, por lo que se trata de un ingrediente muy original para darle una nueva dimensión a esta receta.

Ingredientes

carpaccio de salmon ahumado

  • 150 gramos de salmón ahumado son más que suficientes para dos personas. Con salmón marinado también se puede hacer.
  • 4 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra.
  • Corteza de limón.
  • Cebollino.
  • Pimienta de colores.
  • Sal Maldon, aunque también podemos utilizar sal normal sin problemas.
  • Opcional: esta receta combina genial con ciertos quesos cremosos como por ejemplo el Camembert.

Cómo hacer carpaccio de salmón ahumado o marinado

  1. Un par de horas antes de servir este plato hay que preparar aceite de limón. Es muy fácil, solo tenemos que rallar la piel del limón y mezclarla con el aceite, dejando que los ingredientes se infusionen a temperatura ambiente. No es necesario que uses toda la cáscara, con una cucharadita será más que suficiente.  
  2. Si vamos a emplear queso cremoso en nuestra receta es buena idea meterlo en el congelador. De esta forma se pondrá duro y podremos cortarlo sin problemas. En el caso de usar un queso tierno con más cuerpo este paso no será necesario.
  3. Es conveniente sacar el salmón ahumado de su envase media hora antes de servirlo, para que así se airee adecuadamente. A continuación los separamos en lonchas y cortamos trozos de un tamaño aproximado a una tostada pequeña, para que así sean más cómodos de comer.
  4. Colocamos las lonchitas en el plato o bandeja que hayamos elegido para presentar nuestro Carpaccio de salmón ahumado, cubriendo todo el fondo sin que lleguen a solaparse del todo.
  5. Posteriormente, aliñamos el salmón con el aceite aromatizado con ralladura de limón. Podemos colar o añadir la ralladura para darle un sabor más intenso y textura a la receta, según nuestras preferencias.
  6. Si vamos a añadir queso Camembert u otra variedad, ahora es el momento. Con ayuda de un pelador de patatas vamos sacando pequeñas lascas y las colocamos en el plato. Como lo hemos congelado previamente, no tendremos problemas.
  7. Añadimos las pimientas de colores recién molidas. No te cortes con la cantidad, ya que le darán mucha personalidad a nuestro plato.
  8. Echamos unas cuantas escamas de sal Maldon o sal normal y decoramos con cebollino picado finamente.
  9. Ya está listo el Carpaccio de salmón ahumado, aunque es muy recomendable dejar que repose en la nevera durante un cuarto de hora antes de servirlo, ya que de esta forma alcanzará la temperatura adecuada y le daremos tiempo a los ingredientes para que se integren a la perfección.

Esta receta supone una alternativa muy atractiva a los típicos canapés con salmón ahumado que adornan nuestras mesas en citas importantes, como por ejemplo la cena de fin de año, ya que el aliño le da otra dimensión a este plato. Además, el queso cremoso proporciona un contrapunto excelente, así que si es de tu gusto te aconsejamos que lo incluyas siempre que puedas.

Para acompañar un buen Carpaccio de salmón ahumado lo mejor es utilizar pan tostado o pan de pueblo. Y en cuanto al vino, nos decantamos por un tinto ligero, cuyo sabor suave y equilibrado combina a la perfección con este plato.  

 

Resumen
recipe image
Receta
Carpaccio de salmón ahumado
Autor
Escrito en
Tiempo de preparación
Tiempo de cocinado
Tiempo total