Carpaccio de salmón crudo

Hoy vamos a preparar uno de los platos más deliciosos que puedes servir como aperitivo o entrante en una cena de invitados. Se trata del carpaccio de salmón fresco, una receta muy fácil de hacer que encantará a todos los comensales por su exquisito sabor. Y apenas nos tomará unos minutos, por lo que es la solución perfecta si tenemos visitas inesperadas.

Ver aquí carpaccio de salmón ahumado

Ingredientes

carpaccio salmon crudo

  • Una pieza de salmón crudo fresco de aproximadamente 400 gramos. Puede ser congelado de buena calidad.
  • 8 cucharadas grandes de aceite de oliva virgen extra.
  • El zumo de un limón.
  • Ramitas y hojas de ciboulette, cebollino, rúcula, canónigos o eneldo para la decoración.
  • 1 cucharada pequeña de pimienta negra, verde y roja mezclada.
  • Sal al gusto.

Cómo hacer Carpaccio de salmón fresco

  1. Antes de comenzar es aconsejable que el salmón permanezca en el congelador durante más o menos una hora, ya que de esta forma será mucho más sencillo cortarlo en láminas muy finas con el cuchillo.
  2. Mientras tanto, en un bol mezclamos el aceite con el limón para hacer nuestra vinagreta, a la cual añadiremos la cucharadita de pimientas y sazonaremos convenientemente. Es mejor que las pimientas que usemos estén recién molidas, ya que así su sabor será mucho más intenso.
  3. Cuando haya pasado una hora sacamos del congelador el salmón fresco que vamos a utilizar para nuestra receta de Carpaccio y los cortamos con un cuchillo jamonero en filetes largos y finos. Tómate tu tiempo, ya que el resultado final será espectacular.
  4. Podemos guardar los filetes en la nevera si no los vamos a consumir inmediatamente. En caso contrario, echamos la vinagreta con el aceite, limón, sal y pimienta sobre el salmón fresco y esperamos media hora para que se macere. Es buena idea utilizar un recipiente hermético durante este proceso y refrigerar el pescado en todo momento.
  5. Y por último, emplatamos y decoramos el Carpaccio de salmón fresco con ramitas y hojas de ciboulette, cebollino, rúcula, canónigos o eneldo, que además aportarán matices muy interesantes y añadirán mayor profundidad de sabor. Si cortas las ramas, su aroma será también más intenso.

Ya está listo nuestro Carpaccio de salmón fresco, un plato excelente que hará las delicias de los comensales más sibaritas y sin duda le dará un toque de distinción a tu mesa. Se puede acompañar de cebollitas en conserva, alcaparras o aceitunas negras, un entrante perfecto para maridar con caldos con mucha personalidad como el Pinot Noir.

Resumen
recipe image
Receta
Carpaccio de Salmón crudo
Autor
Escrito en
Tiempo de preparación
Tiempo de cocinado
Tiempo total
Puntuación media
51star1star1star1star1star Based on 1 Review(s)